lunes, 14 de mayo de 2018

Muffins de chocolate tipo Starbucks (sin azúcar)

Creo que a estas alturas ya es sabido por todos que me gustan mucho los muffins, especialmente los tipo Starbucks: grandes, con trozos de chocolate por el medio y muy jugosos. Si el azúcar no os importa aquí tenéis los muffins de chocolate de Starbucks y también los de vainilla. Ahora, si no podéis tomar azúcar, o no queréis, o simplemente buscáis algo diferente hoy os traigo una versión de estos muffins sin azúcar añadido, cambiando la mantequilla por otra grasa pero sin perder su sabor y su jugosidad. Al igual que todos los muffins que hago son muuuuy sencillos y muuuuy rápidos de hacer, es una receta nada complicada y con la que salen 5 muffins grandes, ideal para matar el antojo dulce pero no estar comiendo golosadas una semana, jejeje. Así que si os apetece probarlos acompañadme! :D


Cómo hacer muffins de chocolate jugosos tipo Starbucks sin azúcar


Ingredientes (5 muffins grandes):

-70gr aceite de coco
-50gr harina avena (yo utilizo una con sabor nutchock pero podéis usar harina de avena normal)
-50gr harina de trigo
-20gr stevia en granos
-2 huevos M
-1 cucharadita de levadura
-1 cucharada de cacao puro en polvo*
-1/4 cucharadita de sal
-60gr leche

-Chocolate con leche al gusto

*2 si usáis harina de avena normal para potenciar aún más el sabor

Preparación:

Empezamos derritiendo el aceite de coco poniéndolo unos segundos en el microondas. Mientras mezclamos en un bol los huevos con la levadura, la sal, la stevia y el cacao, batimos bien hasta que se integra todo. Ahora añadimos la leche y el aceite de coco derretido, batimos de nuevo.

Ya solo queda añadir las harinas, removemos bien para que se integren por completo, pero recordad que son unos muffins y no es necesario mezclar mucho, lo justo para que se mezclen todos los ingredientes y ya.

Por último cortamos la tableta de chocolate con leche en cuadraditos más bien grandotes y añadimos la mitad a la masa, removemos y llenamos nuestras cápsulas para muffins unos 3/4 de capacidad, no más o se saldrán del molde. Yo siempre horneo con las cápsulas dentro de un molde de metal para que mantengan la forma y crezcan uniformes.

Por encima de los muffins colocamos el resto del chocolate que hemos troceado y llevamos al horno a 180º (precalentado) durante 18 minutos aproximadamente. Cuando pase el tiempo, al pinchar con una brocheta ésta debe salir sin restos de masa líquida, pero sí que debemos conseguir que esté aún un poco húmeda o jugosa, ese es el momento de sacarlos porque así se mantendrán jugosos cuando enfríen.

Los dejamos enfriar sobre una rejilla y cuando estén completamente fríos yo recomiendo guardarlos en un tupper para que se conserven ultrajugosos! Si no lo hacéis nunca así probadlo, ya veréis qué diferencia :)

2 comentarios:

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails