viernes, 16 de octubre de 2015

Mermelada de higos con vainilla y cardamomo

Buenos días!! La temporada de higos acaba de terminar, pero si conseguís haceros con algunos a estas altura podréis preparar esta deliciosa mermelada de higos :D Yo no soy muy fan de los aromas y las especias, normalmente no me suelen gustar por resultar demasiado fuertes... pero últimamente no sé qué me pasa que me entusiasman. Lo habéis visto con esta mermelada de melocotón con vainilla y recientemente utilizando el pupmkin spice (en café y en cupcakes), pero esta mermelada de higos con cardamomo y vainilla que os traigo hoy es... mmmmmm... indescriptible!! Si os gusta el cardamomo os encantará!!! Tiene un aroma y un sabor predominante que aporta muchísimo frescor a la mermelada, de hecho, la de higos me suele resultar muy pesada pero con el cardamomo y el toque dulzón de la vainilla queda impresionante. Vamos, que os animo a probarla sí o sí :D



Ingredientes:

-1kg de higos
-1 limón
-300gr azúcar moreno
-10-15 vainas de cardamomo*
-4 vainas de vainilla

*Yo no tengo cardamomo en polvo, lo tengo en vainas, se pelan y se utilizan las semillas negras del interior
**Ojo, si no os entusiasma el cardamomo añadid la mitad, en torno a 6 u 8 vainas, o se os hará muy fuerte

Preparación:

Pelamos los higos y los ponemos en una tartera grande, ponemos también el zumo de limón, las semillas de cardamomo y el azúcar. Las vainas de vainilla las abrimos a la mitad y quitamos las semillas del interior, pero añadimos todo a la cazuela, incluidas las vainas. Removemos todo hasta que se mezcle bien.

Llevamos al fuego fuerte hasta que hierva, lo mantenemos un par de minutos, hasta que el azúcar se haya disuelto por completo. Entonces es el momento de bajar el fuego (en la vitro en el 3 de un máximo de 9), tiene que hervir pero a fuego bajo. Lo dejamos así de 45 a 60 minutos, aunque a mí con 45 me resulta suficiente. Tenemos que remover de tanto en tanto.

Cuando haya cogido textura, aplastamos un poco los higos (o trituramos con la batidora si no queréis encontraros trozos, en este caso acordaos de quitar las vainas de vainilla antes de triturar) y metemos la mermelada aún en caliente en los botes. Cerramos la tapa y volteamos, tenemos que dejarlos boca abajo hasta el día siguiente para que haga el vacío.

A mí me gusta dejarle las vainas de vainilla dentro, me parece que le da un toque más rústico, pero podéis quitarlas o incluso ya no añadirlas desde el principio.

Con un buen pan y una rica mantequilla prepararemos unas tostadas deliciosas para el desayuno :D

2 comentarios:

  1. Me encantan las mermeladas caseras, tienen mucho más sabor y menos azúcar que las industriales y además hacerlas es una maravilla.
    Aprovechando que tengo muchos higos en el jardín, probaré esta mermelada que promete estar muy buena.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  2. ohhh que buena pinta esta mermelada casera...parece estupenda! un beso

    ResponderEliminar

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails